www.Notas.Com.Es

...…Noticias Curiosas, Inventos, Avances Medicos, Fenomenos Naturales, Medio Ambiente, …

 

Cancer

...navegando por la palabra clave

 
 

Aumenta el cáncer de piel.

Lunes, 2 / agosto , 2010

Según los expertos, el problema no es la exposición regular al sol, que es “buena” y que previene la osteoporosis, entre otro tipo de enfermedades, debido a las vitaminas que la piel absorbe a través de los rayos del sol, sino los ‘baños de sol’ tomados de manera “irracional” para conseguir un mejor bronceado

La moda de exponerse al sol de forma “exagerada” y “episódica” en verano ha aumentado en los últimos treinta años la incidencia del melanoma avanzado, el tipo de cáncer de piel más mortífero, un 237 por ciento, según han advertido varios expertos con motivo de la celebración del 46 Congreso Anual de la Sociedad Americana de Oncología Clínica (ASCO, por sus siglas en inglés) en Chicago (EE.UU).

Así, el presidente del Grupo de Estudio del Melanoma Español, Salvador Martín Algarra, subrayó que la incidencia de esta enfermedad, responsable de cerca del 80 por ciento de las muertes por cáncer de piel, “está aumentando mucho” en Europa, Estados Unidos y Australia debido a este tipo de exposiciones al sol “episódicas e intensas”. “Antes nuestros padres estaban más expuestos al sol, pero crónicamente, y luego no hacían estas exposiciones ridículas de dos semanas”, insistió.

El problema no es la exposición regular al sol, que es “buena” y que previene la osteoporosis, entre otro tipo de enfermedades, debido a las vitaminas que la piel absorbe a través de los rayos del sol, sino los ‘baños de sol’ tomados de manera “irracional” para conseguir un mejor bronceado, según señaló el médico. “Hay una aumento de incidencia clarísimo relacionado con comportamientos irracionales”, apuntó.

En este sentido, los expertos consideran que una de las principales causas de la proliferación de cáncer de piel en occidente es el “glamour” que rodea a lo moreno como sinónimo de “belleza”. Esta mentalidad impulsa a muchos hombres y mujeres a tumbarse al sol durante “ocho horas un día en verano y luego a pasar cuarenta días sin que les dé el sol porque no salen de la oficina”, señaló Martín Algarra, quien aseguró que “los noruegos y los suecos que vienen a tomar el sol a España cada verano y se exponen ‘vuelta y vuelta’ tienen mucho más riesgo”.

Hasta tal punto ha aumentado los casos de este tipo de cáncer, que mientras que la mortalidad en el resto de cánceres ha disminuido en general un 17 por ciento entre 1995 y 2005, las muertes por melanoma se han incrementado un 32 por ciento, de acuerdo a datos aportados en ASCO por el doctor Axel Hauschild, del departamento de Dermatología de la Universidad de Kiel, en Alemania.

Este experto señaló que, si bien es cierto que la genética está más “directamente relacionada” con la aparición de un melanoma que la exposición al sol, y por lo tanto, tener antecedentes familiares de esta enfermedad tiene “más peso” en la probabilidad de desarrollar un cáncer de piel de este tipo, por otro lado, “la genética no se puede cambiar”, mientras que los hábitos de exposición al sol sí, por lo que subrayó la importancia de “mantener en primera línea” las campañas en contra de tomar el sol de manera “exagerada”.

Importancia de proteger a los niños.

Además, el presidente del Grupo de Estudio del Melanoma Español subrayó la importancia de evitar especialmente que los niños se expongan al sol sin protección, ya que “la asociación de exposición episódica y exagerada guarda más relación con cáncer cuando es en la infancia que en la vida adulta”. Es decir, es más probable tener un cáncer de piel cuando se es adulto si de niño se ha estado expuesto al sol de esta manera. “Que nuestros hijos se quemen, nos tiene que doler”, afirmó el médico.

Además, el experto aconsejó “incluir el chequeo dermatológico dentro de la rutina higiénica”, para controlar la evolución de los lunares, sobre todo en el caso de personas que tienen muchos lunares o con antecedentes familiares, ya que estas personas tienen “más probabilidad” de desarrollar melanoma, señaló Hauschild.

La única forma de detectar un melanoma es mediante una biopsia, extirpando el lunar sospechoso o parte del mismo. Sin embargo, los primeros signos del melanoma pueden observarse a simple vista y consisten en lunares asimétricos, borde irregular, con color variable, con diámetro de más de seis milímetros y con una evolución de la forma, el borde, el color o el tamaño.

Cada año se diagnostican en Europa 62.000 casos de melanoma avanzando, o lo que es lo mismo con metástasis en otras partes del cuerpo. Es el octavo tipo de cáncer más diagnosticado en mujeres y el decimoséptimo más común en hombres en el continente. Además, la incidencia de este tipo de enfermedad es la que más crece en hombre y la segunda que más está aumentando en mujeres.

Cuidado con el sol.

Miércoles, 5 / agosto , 2009
Sol.

Sol.

Para el cáncer de piel, lo más perjudicial no son las quemaduras en sí (eritemas), sino la radiación que va acumulando el cuerpo. Por ello, “los autobronceadores son una alternativa saludable, rápida y eficaz para conseguir un moreno veraniego bonito y saludable” asegura el Sr. Manel Ramos, director de Comunicación de Laboratorios OTC.

La radiación nunca es segura y la piel la recuerda siempre, por breve que sea. Su acción sumatoria hace que no podamos determinar a partir de qué nivel es perjudicial para la salud. Éste es el eje central con el que Laboratorios OTC enmarca toda la campaña de concienciación social para una correcta fotoprotección que viene difundiendo desde hace años. Su mensaje: transmitir que cada peca, lunar o mancha puede ser el recuerdo de una incorrecta exposición. De ahí la importancia de que evitemos radiaciones innecesarias y cuidemos nuestra piel. “Realizar una exploración minuciosa de todo el cuerpo, memorizar el aspecto, el tamaño y la forma de un lunar y consultar cualquier cambio al dermatólogo, puede facilitar un diagnóstico precoz del melanoma”, afirma el Sr. Ramos.

El riesgo de las lámpara de bronceado.

Las cabinas de rayos UVA son siempre un enorme peligro por la radiación que emiten. Además, en numerosas ocasiones son utilizadas sin ningún tipo de fotoprotección y las deficiencias de muchos de estos aparatos escapan al control de las autoridades sanitarias. Así de contundente se muestra el Dr. Ramón Grimalt, miembro de la unidad de dermatología del Hospital Clínic de Barcelona que, aunque celebra que la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC) haya elevado al nivel de riesgo máximo este tipo de tecnología, lamenta que no exista en nuestro país ningún tipo de restricción legal entorno a ello. “Hasta el 2008 participé en la en la Comisión Europea sobre la eficacia de los fotoprotectores – The Commission of the European Communities. Recommendation on the efficacy of sunscreen products- y, después de estudiar con detalle el marco legal de nuestro país, puedo afirmar que no había ninguna prohibición explícita en esta dirección. Al igual que ahora la OMS, únicamente nos movemos en el marco de las recomendaciones” añade el doctor.

Por su parte, el Sr. Ramos considera que “sea cuál sea la normativa de seguridad entorno el uso de cabinas de bronceado siempre será insuficiente. Las radiaciones que recibimos a lo largo de nuestra vida son acumulativas.  Debemos protegernos adecuadamente de ellas desde la infancia con productos específicamente indicados para cada tipo de piel.

Diferencias entre la radiación solar y la artificial .

La intensidad de radiación ultravioleta emitida por las lámparas de los aparatos de bronceado es muy superior a la de la radiación solar, es decir, la radiaciones que recibimos son mucho más concentradas y por ello mucho más perjudiciales.

“Es un error muy frecuente creer que los UVA (cabinas de bronceado) no son dañinos o pensar que es bueno hacer uva antes de la temporada de baños para “preparar” la piel. La radiación ultravioleta provoca modificaciones en el DNA celular. Estas alteraciones provocan cáncer. Fue en la década de los noventa empezó la moda del bronceado artificial, y como el melanoma tiene un periodo de incubación de 20 años aproximadamente, ahora empiezan a salir las primeras afectaciones y son francamente preocupantes. No quiero ni pensar que pasará de aquí 10 años” concluye el Dr. Grimalt.

Las cabinas UVA son altamente cancerígenas.

Jueves, 30 / julio , 2009
Cabina UVA.

Cabina UVA.

El Centro Internacional de Investigación sobre el Cáncer (CIRC) de la Organización Mundial de la Salud ha clasificado a las cabinas bronceadoras de rayos ultravioleta dentro de la máxima categoría de carcinogénicos para humanos, al mismo nivel que el plutonio, según un análisis realizado por 20 expertos de varios países publicado en el número de agosto de la revista The Lancet Oncology.

Fuentes del Ministerio de Sanidad afirman que en función de la evidencia científica del nuevo informe, se estudiará la modificación del real decreto 1002/2002 que regula los aparatos de bronceado artificial mediante radiaciones ultravioleta. Actualmente prohíbe su uso a menores de 18 años y también lo desaconseja a embarazadas.

Hasta ahora, los rayos solares ultravioleta (A, B y C), y los UVA artificiales de lámparas, cámaras y cabinas figuraban en el nivel 2 de la clasificación del CIRC; es decir, podían producir cáncer. El informe del CIRC lo eleva al nivel 1 y concluye que cuando el uso de las cabinas de rayos UVA comienza antes de los 30 años, precisamente quienes más utilizan estas instalaciones, el riesgo de melanoma cutáneo aumenta hasta en un 75%. También está asociado a mayor riesgo de melanoma ocular.

“Los más jóvenes tienen más tiempo para acumular las radiaciones”, explica Susana Puig, coordinadora de la Unidad de Investigación en Melanoma del Clínic de Barcelona. “Es un error pensar que el bronceado artificial protege de las radiaciones solares del verano”. En Alemania, cuna de los UVA, 14 millones de personas de entre 18 y 45 años se broncean artificialmente.

Alternativa a la quimioterapia.

Martes, 16 / junio , 2009
Investigación.

Investigación.

La enfermedad del cáncer es protagonista de numerosos estudios. Mejorar la calidad de vida del paciente y descubrir tratamientos, cada vez más eficaces, es una de la premisas de la comunidad científica.

La Sociedad Estadounidense de Oncología Clínica ha presentado lo que podría ser considerado como un innovador tratamiento contra el cáncer: las vacunas terapéuticas. Después de una intensa investigación de 30 años, los resultados empiezan a salir a flote. Aunque todavía es pronto para ganarle la batalla a  la quimioterapia,asi lo publica un artículo en “El Economista” digital.

La quimioterapia consiste en el uso de fármacos para destruir las células cancerosas. Existen más de 50 medicamentos diferentes para combatir la enfermedad y prevenir el crecimiento, multiplicación y diseminación de las células malignas.

De momento, la fabricación de la vacuna es “artesanal” ya que se hace a partir de la biopsia del tumor del propio enfermo. Esto dificulta enormemente la comercialización de la vacuna ya que es altamente costoso. No obstante, a cada paciente hay que administrarle una vacuna personalizada.

Sin embargo, la Sociedad Española de Oncología considera estos resultados deben considerarse “muy a largo plazo”.

Frenar algunos tipos de cáncer.

Lunes, 20 / abril , 2009
Cancer de mama.

Cancer de mama.

Investigadores de los Institutos Nacionales de Salud de los Estados Unidos han identificado un gen que suprime el crecimiento tumoral en el melanoma, la forma más mortal de cáncer de piel. El descubrimiento, que se publica en la edición digital de la revista ‘Nature Genetics’, se ha realizado como parte de un análisis genético de un grupo de enzimas implicadas en el cáncer de piel y en otros muchos tipos de cáncer .

Los investigadores descubrieron que una cuarta parte de los tumores de melanoma humanos tenían mutaciones en los genes que codificaban las enzimas de la metaloproteinasa de la matriz (MMP). Los descubrimientos sientan la base para el desarrollo de tratamientos más especializados en los que MMP y otras enzimas tienen un papel clave en el crecimiento y expansión de la enfermedad.

Los genes supresores tumorales codifican proteínas que suelen servir como freno al crecimiento celular. Cuando estos genes están mutados, se elimina este freno y se produce un crecimiento celular descontrolado conocido como cáncer. En contraste, los oncogenes son genes que codifican proteínas que participan en el crecimiento celular normal y que cuando están mutados podrían causar cáncer pero mediante la activación de señales promotoras del crecimiento celular.

Oncogenes

Las terapias cancerígenas suelen dirigirse a oncogenes a los que bloquean o reducen su actividad o bien a restablecer o aumentar la acción de los genes supresores tumorales. El estudio podría explicar por qué no están funcionando terapias dirigidas a las enzimas MMP, ya que hasta ahora se pensaba que eran oncogenes. Las enzimas MMP ayudan al organismo a descomponer y reciclar las proteínas y son importantes en el proceso de remodelación de la piel tras las quemaduras, cortes o heridas. La familia de genes MMP ha sido asociada con el crecimiento tumoral en una variedad de cánceres, incluyendo el de mama, colon y el melanoma.

Los investigadores estudiaron un banco de muestras de tumores y sangre recopiladas de 79 pacientes con melanoma agresivo y compararon la secuencia de los genes MMP en los tumores y el ADN normal de los pacientes en busca de mutaciones en los 23 genes de la familia de MMP.

El equipo identificó 28 mutaciones diferentes en 8 genes de MMP en los tumores de melanoma. Estas mutaciones se distribuían en diferentes secuencias y patrones entre las muestras de tumores. Casi una cuarta parte de los tumores analizados tenían al menos una mutación en un gen MMP; en un 3% de los tumores se descubrió más de una mutación en estos genes; más del 6% de los tumores tenían mutaciones en MMP-8 y más del 7% de ellos en MMP-27, que codifica una enzima muy similar a la de MMP-8.

Los investigadores realizaron luego investigaciones en células en cultivo y en animales y descubrieron que cinco de las mutaciones reducían la actividad de la enzima MMP-8.

Marihuana contra el cancer.

Sábado, 4 / abril , 2009
Marihuana.

Marihuana.

Un componente activo de la marihuana tiene efectos anticancerígenos y podría utilizarse en terapias dirigidas a combatir el cáncer, según un estudio dirigido por investigadores de la Facultad de Biología de la Universidad Complutense y el Centro de Investigación Biomédica en Red sobre Enfermedades Neurodegenerativas (CIBERNED) de Madrid.

El trabajo se publica en la revista ‘The Journal of Clinical Investigation’.

Un equipo de investigadores dirigido por Guillermo Velasco proporciona evidencias que sugieren que los cannabinoides como el tetrahidrocannabinol (THC), el principal componente activo de la marihuana, tienen efectos anticancerígenos sobre las células del cáncer cerebral humano.

El equipo de Velasco descubrió que el THC inducía la muerte de varias líneas celulares del cáncer cerebral humano y de células del cáncer cerebral humano en cultivo mediante un proceso conocido como autofagia.

Además, de forma similar a los datos obtenidos en el experimento ‘in vitro’, la administración de THC a ratones con tumores humanos dio como resultado una disminución del crecimiento de los tumores e indujo la autofagia en las células del tumor.

Los análisis de los tumores de dos pacientes con glioblastoma multiforme recurrente, un tipo de tumor cerebral muy agresivo, que recibieron la administración de THC por vía intracraneal mostraron también signos de autofagia.

Los autores del trabajo sugieren que la administración de cannabinoides podría proporcionar un nuevo método dirigido a los cánceres humanos.

En la investigación también han participado investigadores del Centro de Investigaciones Biológicas del CSIC en Madrid, el Hospital Universitario de Tenerife, el Instituto Nacional de Enfermedades Infecciosas de Roma (Italia), el INSERM en Francia y el Centro Médico Diaconesa Beth Israel de la Escuela de Medicina de Harvard en Boston (Estados Unidos).

Ven insostenible el coste de tratar el cáncer.

Domingo, 29 / marzo , 2009
Cancer de mama.

Cancer de mama.

Curar el cáncer se hace insostenible para sistemas sanitarios como el español, debido al elevado coste de los tratamientos y al creciente número de enfermos. Así lo apuntan especialistas como Pere Gascón, jefe de oncología médica del hospital Clínic de Barcelona. La solución no debe ser impedir el acceso de los enfermos al tratamiento, como se tiende en algunos países, sino afinar en las terapias y administrar las más eficaces para cada paciente.

Este año se diagnosticarán en España unos 200.000 nuevos casos de cáncer, según datos difundidos en un simposio de la Fundación Lilly celebrado esta semana en Madrid. Es la primera causa de muerte prematura, aunque en torno al 55-60% de los pacientes de cáncer son tratados con éxito, se señaló en el encuentro, que coincide con el de oncología traslacional celebrado en Barcelona en que no se debe dejar de profundizar en la investigación de la enfermedad.

Entidades médicas piden más prevención del cáncer de cólon, del que se dan en España 25.000 nuevos casos al año y causa 13.000 muertes. El 27% se podrían evitar con prevención

El coste de los tratamientos oncológicos preocupa a los médicos pues entraña una vertiente ética. De ahí que la cuestión se aborde en un simposio de oncología traslacional – cómo trasladar los frutos de la investigación al tratamiento de los pacientes-que se celebra en Barcelona.

El coste de la terapia oncológica los primeros meses (sin incluir pruebas diagnósticas) puede ser de 20.000 a 50.000 euros. Algunas terapias cuestan 5.000 euros al mes por paciente. Si la enfermedad no se cura en seis, ocho, diez meses, se recurre a otra tanda de tratamiento. Al aumentar el número de enfermos y salir nuevos fármacos que, en principio, aportan mejoras, pero son caros, los costes se disparan, por lo que este modelo puede ser insostenible para un sistema como el español en unos cinco años, así que deben debatirse alternativas, señaló Gascón, organizador del simposio barcelonés.

El oncólogo explicó que en países como Gran Bretaña o Estados Unidos ya se evalúa si el tratamiento de un paciente un año superará determinada cifra. Si es así, no se le administra. Este criterio economicista, que también impide que los nuevos medicamentos lleguen a la mayoría de pacientes hasta pasado mucho tiempo, no es la solución y no se quiere que se extienda a España. Pero, desde el punto de vista de la economía sanitaria, también se discute si deben darse carísimos tratamientos para alargar la supervivencia un par de meses. En otros casos, en Gran Bretaña, la sanidad pública ha empezado a pactar con los laboratorios pagarles sólo los tratamientos eficaces.

Gascón aboga por profundizar en la investigación y extender el uso de los marcadores tumorales, que permiten determinar un tipo de paciente o de cáncer y saber si un fármaco es eficiente o no en tales casos. Citó como ejemplo que se conoce una mutación de un gen en el cáncer de colon y se ha visto que en los enfermos en que se da (el 40%), no resulta la terapia de anticuerpos monoclonales – que actúan sobre células cancerígenas concretas-que ahora se suele aplicar. A esos pacientes se les puede buscar otra medicación más eficaz y ahorrar un fármaco que no les ayuda.

Gascón precisó que, de todos modos, tratar a un paciente oncológico no es más caro que a otros enfermos crónicos, que se medican durante años. Y agregó que la prevención sigue siendo, a la larga, lo que más reduce los costes.

Hongos y té verde contra el cáncer.

Jueves, 26 / marzo , 2009
Cancer de mama.

Cancer de mama.

Las mujeres que consumen gran cantidad de hongos y té verde tendrían poco riesgo de desarrollar cáncer de mama, según un estudio reciente. El estudio, realizado con más de 2.000 mujeres chinas, detectó que cuanto más hongos frescos y secos consumían las participantes, menor era el riesgo de cáncer. Ese riesgo era más bajo también en aquellas que bebían té verde todos los días.

La tasa de cáncer de mama en China es entre 4 y 5 veces menor que las cifras de los países desarrollados, aunque aumentó en las últimas décadas en las ciudades más habitadas en China. El nuevo estudio sugirió que la alimentación tradicional, y en especial el consumo de gran cantidad de hongos y té verde, explicaría la reducción de la incidencia del cáncer de mama en China. Los resultados aparecen esta semana en International Journal of Cancer.

El estudio se realizó en el sudeste de China e incluyó a 1.009 mujeres con cáncer de mama, de entre 20 y 87 años de edad, y una cantidad igual de mujeres sanas de la misma edad. Todas respondieron un cuestionario detallado sobre la frecuencia del consumo de ciertos alimentos.

Los resultados demuestran que las mujeres que consumían la mayor cantidad de hongos frescos (10 o más gramos por día) eran dos tercios menos propensas a desarrollar cáncer de mama que aquellas que no consumían; y las mujeres que comían 4 o más gramos de hongos secos por día tenían la mitad del riesgo de cáncer.

Además, las consumidoras de hongos que también bebían té verde todos los días tenían apenas entre un 11 y 18% del riesgo de desarrollar cáncer de mama que tenían las mujeres que no consumían ninguno de esos dos productos.

No obstante, el equipo insistió en que el estudio no prueba una relación de causa-efecto. Es demasiado pronto para que las mujeres asuman que con esos dos alimentos evitarán el cáncer de mama, aunque eso podría ser biológicamente posible.

Estudios de laboratorio revelaron propiedades antitumorales en extractos de hongos y que, en animales, podían estimular las defensas anticancerígenas del sistema inmune. Por su parte, el té verde contiene antioxidantes llamados polifenoles, que demostraron tener cualidades antitumorales en estudios con animales.

El 10% de los cánceres son hereditarios.

Miércoles, 25 / febrero , 2009
Medicos.

Medicos.

Derivación: ante la sospecha por parte de un médico de una predisposición hereditaria al cáncer, una persona sana podrá ser derivada a la Unidad de Cáncer Familiar.

Estudio: una vez realizado un árbol familiar, los facultativos decidirán si se realiza un test genético para conocer los riesgos de padecer el tumor predominante en su familia.

Decisión: si el test es positivo, los profesionales decidirán junto a esa persona las medidas y el seguimiento que se realizarán.

«¿Cuál es mi riesgo de tener cáncer de mama?». Esa es una de las pregunta más formuladas por personas sanas con antecedentes de ese tipo de cáncer en su familia». Lo explicó ayer Pilar Blay, oncóloga de la Unidad de Cáncer Familiar, que la Consejería de Salud y Servicios Sanitarios del Principado acaba de poner en marcha.

«Todos los cánceres son genéticos, pero sólo entre un 5 y un 10% son hereditarios», explicó Blay. Por eso, desde octubre de 2007, precisó, el Hospital Universitario Central de Asturias ha analizado a 219 personas de 153 familias asturianas con la finalidad de conocer su predisposición hereditaria a padecer o trasmitir esta enfermedad, lo que se conoce como Consejo Genético en Cáncer Familiar. Y, para centralizar la labor, la nueva Unidad de Cáncer Familiar asumirá la organización de este servicio.

El consejero de Salud, Ramón Quirós, aseguró ayer, durante la presentación de la unidad, que confía en que se convierta en una consulta de «referencia» para toda Asturias, ya que a ella llegarán personas derivadas tanto por los profesionales de Atención Primaria como de Especializada.

Serán personas sanas que deben cumplir ciertos requisitos, según apuntó la jefa de Unidad de Atención al Cáncer del Servicio de Salud, Isabel Palacio, que indicó que se seleccionarán teniendo en cuenta su historial familiar.

Una vez valorados los antecedentes, los profesionales decidirán si conviene realizar o no un estudio genético adicional para conocer los riesgos que esa persona tiene de padecer el cáncer prevalente en su familia, lo que permitirá garantizar una detección precoz y un tratamiento adecuados. «Se pone en marcha una política preventiva de primer orden que los profesionales necesitábamos», resumió Isabel Palacio.

Mama y colon.

Los cánceres de mama y colon son los que han dado lugar a más consultas genéticas en el HUCA desde 2007. Así, de los 219 individuos seleccionados, sólo cumplieron los criterios establecidos para la realización del test genético posterior 85 y, de ellos, el resultado fue positivo en 41 casos. De estos datos se puede deducir que solamente entre un 20 y un 25% de los casos estudiados presentaban una carga genética de predisposición al cáncer.

«Los dos tumores más importantes en cuanto a este tipo detección, por el elevado número de casos que hay, son el de mama y el de colon», concluyó Isabel Blay, que contó que el proceso continúa «discutiendo con el paciente las medidas que se van a adoptar, algunas muy agresivas, para lo que se requiere coordinación entre los distintos servicios médicos».

Caballo de Troya contra el cáncer.

Miércoles, 18 / febrero , 2009
Medicos.

Medicos.

Un grupo de investigadores de la Universidad del País Vasco (UPV) ha desarrollado unas minúsculas partículas inteligentes que son capaces de detectar las células cancerígenas y actuar contra ellas. Estos nanohidrogeles están diseñados para «liberar el fármaco que transportan sólo donde es necesario», es decir, cuando entran en contacto con las células nocivas y sin afectar a las sanas.

Los hidrogeles son polímeros en forma de red que se hinchan por absorción pero que no pueden disolverse en ningún líquido. Se utilizan en diversas aplicaciones -como capturar metales pesados en aguas residuales-, pero el equipo de investigación de nuevos materiales y espectroscopia supramolecular del Departamento de Química Física de la Facultad de Ciencia y Tecnología de la UPV se dedica a desarrollar su uso en la lucha contra el cáncer. Los científicos, dirigidos por el doctor Issa A. Katime, los usan para liberar fármacos de forma controlada en las células cancerígenas.

«Es muy importante destacar que estamos hablando de nanopartículas muy pequeñas», señaló Katime al describir estos nuevos hidrogeles, mucho más diminutos que los utilizados hasta ahora. «Hay que tener en cuenta que se van a inyectar en la sangre, por lo que tienen que ser lo suficientemente minúsculos como para que los glóbulos rojos no los ataquen» y para evitar que causen problemas de circulación. Estos «transportadores» de medicamentos son muy pequeños, rondan los «20 nanómetros». Un nanómetro es la millonésima parte de un milímetro.

Una vez inyectados, estos nanohidrogeles actúan «como un ‘caballo de Troya’ en las células cancerosas». Para ello, han sido «funcionalizados con ácido fólico», que «hace que las células cancerígenas los admitan». Hablando de forma coloquial, se puede decir que «las células nocivas ‘piensan’ que lo que les llega son células amigas». Pero en realidad no lo son: una vez dentro, «se hinchan y liberan el fármaco que transportan», describe Katime.

El mecanismo por el que estas nanopartículas ‘saben’ que están en contacto con células cancerígenas se basa en los cambios del pH o nivel de acidez: la sangre tiene un pH de 7,4, pero en la zona donde se localiza un cáncer baja hasta 4,7 a 5,2. Este cambio es el que causa el hinchamiento del nanohidrogel y la expulsión del medicamento que transporta. Si, una vez inyectados, los hidrogeles «no detectan la presencia de células cancerígenas, son eliminados a través de los riñones». Es decir, son expulsados sin ninguna dificultad como parte de la orina.

El diseño de estas nanopartículas ha concluido, pero Katime aclaró que su aplicación en seres humanos todavía requerirá mucho tiempo: «Por ahora se está experimentando en células. Más adelante se hará con animales». Antes de llegar «a su uso en personas se deben extremar los cuidados y las comprobaciones», subrayó. Las pruebas ‘en vivo’ se están realizando en colaboración con los equipos de investigación dirigidos por José María Teijón, catedrático de la Facultad de Medicina de la Universidad Complutense, y por Antonio Quintana, catedrático de la Facultad de Medicina de la UPV.